En el año siete programas de Mindfulness para la reducción del estrés en Zona Norte con unos 170 entusiastas cursantes. El programa de ocho semanas para la reducción del estrés es uno de los formatos ideales para incluir mindfulness en nuestra vida cotidiana, activando nuestros recursos adormecidos para reducir el sufrimiento e incrementar nuestro propio bienestar.

Se realizó también un taller de Mindfulness y Autocuidado para quienes tenían alguna experiencia en la práctica de la Atención Plena colmando la capacidad del salón con 24 personas inscritas.

La Universidad del Salvador, volvió a alojar como desde hace seis años el seminario de temática optativa “Prácticas Contemplativas y Psicoterapia”, durante los dos semestres del año, con cupo co0mpleto! Unos sesenta alumnos cursaron la materia, practicando y cultivando habilidades de Atención Plena para su desarrollo profesional y personal.

Lo mismo en el Servicio Penitenciario Federal. Se dictó durante dos ciclos la materia de Tratamientos psicológicos modernos aplicados al ámbito penitenciario” con gran entusiasmo de parte de los cursantes en la Academia superior de Estudios Penitenciarios Roberto Petinato.

Se realizaron varios workshops de Mindfulness en las ciudades de Río Gallegos, Concordia, Posadas; Coronel Dorrego y Tres Arroyos y varios programas de profundización en las mismas localidades también. La fundación OSDE fue claramente activa en patrocinar varios de esos encuentros.

El workshop para profesionales de la salud de Desarrollo de Competencias Terapéuticas basadas en Mindfulness tuvo también una excelente repercusión, el centro Cogniciones de la localidad de Ballester, también en Bahía Blanca con las chicas de Dynamis y en mi querido Espacio Vivo de San Isidro junto a mis amigas Beatriz Cattogio y Andrea Epinger.

Mindfulness estuvo presente en el multitudinario congreso de APSA y también en la Universidad UADE, en el colegio Pestalozzi, en las jornadas de interresidencia de medicina familiar realizadas en el CEMIC, en el equipo de residentes de oftalmología del Hospital Lagleyze y en el centro de fertilidad IVI.

El laboratorio Raffo, con su extensa trayectoria me encargó una Guía de Mindfulness y calidad de vida para el paciente Oncológico, que ya está disponible para todas aquella personas aquejadas por esa temida enfermedad. Si bien las personas no podemos elegir lo que nos sucede, claramente podemos trabajar sobre el modo que tenemos de vincularnos con aquello que la vida nos ha deparado. La mayor parte de la felicidad o el sufrimiento se juegan en ese intersticio.

Un momento destacado del año fue la presentación de la investigación sobre el desarrollo de la empatía basada en mindfulness para estudiantes de psicología realizada en el multitudinario encuentro de Vivir Agradecidos, donde tuve el honor de compartir una fértil e intensa jornada de trabajo con los contemplativos Brother David Steindl Rast y Matthieu Ricard, entre otros, gracias a la generosa invitación de mis amigos Christian Plebst y Beatriz Peco, dos enormes divulgadores de Mindfulness en niños, educadores y familias, trayendo el precioso programa de Eline Snell a latinoamérica.

Pero sin duda uno de los hechos más fuertes y prolíficos del año fue el movilizante y bello retiro de tres días organizado con mi amiga y compañera de viajes interiores Manuela O Conell. El intensivo de Presencia Viva con 42 personas inscriptas fue un auténtico viaje a través de nuestros recovecos interiores para arribar gradualmente al trabajo con nuestros vínculos interpersonales: Mindfulness para encontrarnos con nosotros y nuestro sufrimiento y Mindfulness para el encuentro genuino con el otro.

Gracias a todos por la confianza, el interés y la plena atención prestada en las actividades.

Seguiremos con un 2019 lleno de magia si Dios así lo quiere.

 

Presentaciones y talleres

Programa de reducción de estrés

Retiro de presencia viva

Usal